Registrarme
Shows | Lun, 14 de Jun de 2010

Resistencia Suburbana Con la fuerza del reggae


Viernes 11  de junio de 2010 - Willie Dixon

Si Resistencia Suburbana (RS) fuera un equipo de fútbol, el público rosarino sería su hinchada más alentadora. Con un Dixon repleto como una popular y con canciones de aliento de fondo, la banda del interior de Buenos Aires salió a dejar todo…en el escenario.

La jornada comenzó con los locales de Cool Confusion y su propuesta que mezcla reggae, jazz, ska y reggae roots. El set list presentó una variada lista de temas propios y covers, entre ellos una joyita de Toots & the Maytals; que precalentó el ambiente para el plato fuerte de la noche. Los 10 músicos rosarinos a duras penas entraban en las tablas, pero eso no les impidió desarrollar hacer del “templo del rock” una verdadera pista de baile.

Para cuando Resistencia llegó al escenario casi no quedaba lugar del Dixon sin ocupar. Las manos arriba y el clásico hit de cancha “Olé, olé, olé, olá”,  pedían que comenzara en recital. “Vamos a saltar el cerco, por que no somos ovejas, tampoco somos corderos”, dice el estribillo de “El Cerco”, canción que eligió la banda para dar comienzo al show en Rosario. No es casualidad que ésta sea una de las frases que mejor distinguen la ideología que tiene este grupo. A ellos no sólo les interesa la legalización de la marihuana (temática siempre presente en el género argento) sino que, a través de sus canciones, envían un mensaje de alto contenido social y cultural.
 
Además de ser una banda convencional de reggae que cuenta con todos los ticts del estilo; amantes de la leyenda de Bob Marley, peinan infaltables rastas en el pelo, interpretan melodías de ritmo lento y desacelerado y hacen de la marihuana un culto, estos muchachos de Billinghurst (provincia de Buenos Aires) han sabido agregarle un toque personal a la escena. Mezclar sus influencias “50% rasta y 50% stone”, como dice su canción “Rastone” (con la participación de Pity Alvarez), fue la fórmula de Resistencia Suburbana para hacer la diferencia. El resultado es una banda, que como declaran en el tema, tiene de “madre al reggae y padre al rock”.
 

 
El recital arrancó con el estallido de cancha de los fanáticos que demostraron que la banda tiene aguante propio en Rosario. Tras el efecto hitero del comienzo, el show bajó en intensidad y el “modo cuelgue” –tan característico del género– se instaló por largos minutos. Sin embargo, los ocho llamativos rastafaris, volvieron a encender al público con “No cierre la cuenta” que sumó aplausos, coros, y hasta un pequeño pogo con una muleta de protagonista. Tampoco faltó “Por cultivar marihuana”, canción que reivindica la idea de que la plantita verde puede ser usada como medicina en personas con diversas enfermedades y “FMI”, una más de crítica al sistema establecido. “Elevar”, canción apertura de su último disco, siguió pegada a “Con la fuerza del mar”, tema que marcó el cierre de la noche.
 
El reggae es un estilo de música en ascenso con una abundante oferta de bandas de los más diversos tipos. Sin embargo, es difícil encasillar a Resistencia como un típico grupo del estilo que le canta al amor, la religión y las sensaciones que causan las hojitas verdes. Como ellos mismos demostraron en recitales, el universo de RS abarca mucho más que eso y hasta echa mano a letras de compromiso social. Una banda under del reggae que rompe (con toda la intención) con los esquemas convencionales y mezcla la cultura de barrio con los problemas amorosos.
 
No es novedad que en el último tiempo han surgido gran cantidad de bandas similares que lograron, con éxito, insertarse en la escena reclutando un buen número de oyentes. Pero lo cierto es que Resistencia tuvo que atravesar un largo camino hasta llegar a este presente de shows multitudinarios. Un público fanático que, como una hinchada, lo sigue desde un principio y le cantan: “¡En las buenas y en las malas Resistencia yo te voy a alentar!”

 

 

  • Comentá usando facebook ()
  • Comentá usando RR (0)
Usuarios a los que les gusta el artículo